CHILDREN OF THE REVOLUTION.

THE ART NEWSPAPER RUSSIA
№35, July-August 2015 the art market • Russia - Cuba August 20, 2015 (Thu)

Expert on Russian art, Jo Vickery told about the close relationship that contemporary art of Cuba maintains with Russia.

Expert on Russian art, Jo Vickery told about the close relationship that contemporary art of Cuba maintains with Russia.

www.theartnewspaper.ru/posts/1978/

Viaje a un lugar común.

MAEVA PERAZA
No. 18 • 1/15 AGO. 2015/10/10

El II Salón de Paisaje1 reunió nuevamente un grupo de obras, que de un modo u otro, se acercaron al tema evidenciando la inminente dejadez y pérdid

El II Salón de Paisaje1 reunió nuevamente un grupo de obras, que de un modo u otro, se acercaron al tema evidenciando la inminente dejadez y pérdida de calidad que sufre este género dentro de la producción artística actual. Bajo el lema De la Academia a la “Contemporaineidad”, sorprendente por una apabullante falta ortográfica que figuró en el cartel promocional, la muestra nos entrega un conjunto de obras de artistas jóvenes en su mayoría, donde el tratamiento del tópico se reduce a acercamientos y metodologías semejantes que someten al conjunto a una plana monotonía. De forma curiosa y hasta inquietante, las piezas recurren a fórmulas compositivas casi idénticas, retomando la imagen idílica de la arboleda junto al río, que ha sido retratada hasta la saciedad desde hace más de dos siglos por destacados exponentes de nuestra plástica, de modo que un corpus considerable de la exhibición parece ser una reproducción residual del paisajismo decimonónico, o una suerte de presentación en serie para comercializar en una feria kitsch. Otro de los elementos distintivos de esta segunda edición del Salón fue que el jurado decidió dejar desierto el Primer Premio del certamen, pues no encontró obras sobresalientes ni innovadoras, recayendo de este modo el Segundo Premio en la pieza Fantasmas en la noche, de Lancelot Alonso; mientras que Molienda, de Alan Manuel obtuvo una Mención. Las premiaciones suelen ser ejercicios de rigor, muchas veces controvertidos, en tanto decantan y privilegian un trabajo por encima de otro, pero siempre que conocemos que un jurado opta por no otorgar un premio nos ponemos en alerta, instintivamente sabemos que algo no está bien. Uno de los factores que sin dudas lastró la coherencia del Salón fue la arbitraria selección de obras, la cual incluyó a exponentes que han trabajado el género de forma incipiente y con pocos resultados, cuando fue notable la ausencia de
destacados actores visuales que han dedicado una parte considerable de su quehacer a dicha práctica. Ciertamente la participación en un evento de este tipo no es obligatoria ni privativa de un grupo de artistas, pero debe ser tarea de los especialistas incentivar a los creadores y reconocer los trabajos que desde el paisaje logren aportaciones en el plano estético para un contexto mayor. La obra de Alejandro Campins o Frank Mujica, por citar algunos ejemplos, que han mantenido un acercamiento a dicho tópico desde estéticas singulares, hubiera encontrado en el Salón un acertado escenario. Por otra parte debe mencionarse que el despliegue curatorial, lejos de dinamizar el conjunto, vino a hacer más caótica la presentación, pues las piezas se ubicaron con una férrea uniformidad, yuxtaponiendo los motivos visuales que engarzaban una
obra con otra, hecho que derivó en una forzada articulación y terminó logrando que la muestra resultara horizontal y aburrida. El resultado final devino una suerte de laberinto, donde el desorientado receptor sentía que rondaba una y otra vez por el mismo lugar, ante tanta representación ordinaria y tanta pretensión impostada que vino a culminar los tropiezos de este II Salón de Paisaje. Si los Salones, que estadísticamente se encuentran en vías de extinción, vienen a ser un modo de sistematizar y visibilizar una producción simbólica y representan ciertas aristas de la producción actual, de acuerdo a los temas que los ocupan; cómo es posible que un evento de este tipo no contribuya a esclarecer el estado de la creación ni las corrientes por las que transita el paisajismo, que no son precisamente las que yacen reflejadas en esa selección, en qué momento eventos que deberían ser interactivos y prospectivos se convirtieron en parte de una programación cuasi-burocrática que hay que llevar a término. No puedo evitar preguntarme por qué un Salón que apenas ha nacido, ya quiere morir.

Cuban Art News Magazine / 12-2011

Fragmento del texto, Artistas cubanos en Galería art-12, (pág. 14 y 15)
Sara Alonso Gómez

… Art-12 surge como galería de arte contemporáneo con el deseo de crear una plataforma de documentación, comunicación y promoción, en diálogo soste

… Art-12 surge como galería de arte contemporáneo con el deseo de crear una plataforma de documentación, comunicación y promoción, en diálogo sostenido con academias e instituciones en Bélgica y otros países del mundo como el nuestro. En este sentido, durante los meses de octubre y noviembre presento la obra de los cubanos Alex Hernández, Adrián Fernández, Frank Mujica y María Cienfuegos. La exposición tuvo lugar en el marco de las primeras jornadas por la cultura en Bélgica, y contó con el apoyo de la Embajada de Cuba y otras instituciones locales.
Bajo el título 7ma y 60 que aludía al espacio físico donde se encuentra en La Habana el estudio de estos cuatro artistas, la muestra incluyó el ciclo más reciente en la carrera de cada uno de ellos. Luego de un intenso periodo de trabajo, resultado de profundos procesos de maduración, dichos creadores se aproximan al contexto cubano desde insólitas aristas que revelan una Cuba poco frecuente en la visualidad del arte desarrollado en la isla…
…Desde la manifestación del dibujo, Frank Mujica estructura una obra que propone un enfoque actualizado sobre el género del paisaje sin negar la tradición cultural implícita en este. Congela una realidad, de por sí, transitoria e inasible. A la manera de un estudio de objeto, bajo el más estricto rigor técnico, nos da calidades de tonos y combinaciones de formas que hacen coincidir diferentes realidades en un mismo espacio, para resaltar así el carácter ambivalente del flujo vital. Alude a la mirada, no solo desde la pura observación, sino también como elemento mediador que analiza, juzga y construye esa propia realidad, porque es culturalmente como se aproxima el ser humano al paisaje.
Encontrar un punto de vista singular es una de las premisas del artista, explorar todas las posibilidades que le brinda el dibujo y aprehender sus riquezas y limitaciones resulta una postura transgresora en el contexto de las artes plásticas contemporáneas en la isla. Es esta actitud, y la tregua que hace con la tradición, la posibilidad que tiene de expandir sus conceptos a otros horizontes, en la perenne capacidad de reflexión sobre el entorno…
… Estudio 7ma y 60 es un proyecto reciente en el contexto habanero. Más que un espacio físico, en este converge hoy un espíritu creativo y de reflexión, donde el intercambio y la comunicación horizontal constituyen premisas. Sin importar las diferencias de estilos y de poéticas, a estos artistas los une una actitud común ante la producción simbólica: sus obras se adentran en zonas poco exploradas hasta ahora por las artes plásticas legitimadas por los circuitos institucionales. Ellos forman parte de una generación que se plantea el arte desde una postura ética y reivindica la techné como condición sine qua non de la creación.
Art 12 exhibirá además la obra de estos cuatro aristas en la Feria Internacional de Arte Line-Art (Gante, Bélgica), en diciembre del presente año…